Las 10 de Malena Luján Goldfarb


Malena Luján Goldfarb es una adolescente amante de los libros, que, además, escribe y es integrante de un grupo musical. Solo con estas palabras iniciales, ¿ya pueden imaginar del tipo de sensibilidad de la que estamos hablando? Pues sí, Malena es una chica muy sensible y, sobre todo, muy conectada con su mundo interior. Lo que más admiro de ella es su personalidad tan concluyente, que le permite ir por la vida luciendo como verdaderamente desea y haciendo lo que elige con el corazón.

Bajo estricto juramento de la entrevistada respecto a decir la verdad y nada más que la verdad, he aquí sus diez respuestas, para que las disfruten tanto como yo.

1) ¿Qué tiene de especial la vida de una adolescente como tú, dedicada a los libros, la escritura y la música? Siento a mi vida, sin lugar a dudas, especial, porque soy realmente feliz, y porque me apasiona y me llena de alegría todo lo que hago.

2) ¿Qué crees que te ha llevado a disfrutar tanto la lectura? ¿Sientes que hay alguna influencia especial de tu familia, de tu entorno, en tu niñez? Sí. Existe una gran influencia por parte de mi entorno durante mi niñez. Desde que tengo memoria mis papás me han leído muchísimo. Dormirme en ese entonces era una tarea difícil y los libros resultaron grandes aliados, duró hasta mis cinco años ininterrumpidamente. Es algo que voy a agradecerles siempre, haberlo convertido en un hábito. La literatura es una parte importantísima de mi vida.

3) ¿Qué influencia crees que tienen la escuela o el liceo en el desarrollo del gusto por la lectura en los niños o adolescentes? Sinceramente creo que es poca. Sí hay intentos de cultivar el gusto por la lectura desde la escuela, pero en realidad difícilmente se logra que un niño o adolescente que no lee, lea. Si bien hay diversas actividades que lo promueven, leen más por cumplir que por leer.

4) ¿Qué opinas de la situación de la lectura hoy, en la adolescencia? ¿Los adolescentes están más o menos interesados que antes por la lectura? No tengo una perspectiva clara al respecto. La mayoría de mis amigos y conocidos leen muy poco o directamente no lo hacen. Por otro lado, hace algunos años ocurre que se ponen de moda ciertos libros juveniles, como pasó con la saga de Harry Potter (más allá de que esta se haya convertido en mucho más que una moda pasajera), Crepúsculo, Bajo la misma estrella, Eleanor y Park, Las ventajas de ser invisible, After, entre varios otros. Estos libros y secuelas son muy consumidos por determinada población adolescente durante un lapso de tiempo, creando páginas en Internet, mercadería, fanatismo. Lo que me pregunto es si aquellos que leen los anteriores también disfrutarán de otro tipo de literatura. ¿Qué es ser lector? Igualmente encuentro hermoso que los libros sean una moda y que todos los que la sigan se den la oportunidad de experimentarla.

5) ¿Eres usuaria de alguna biblioteca? ¿Qué opinas de ellas, qué rol crees que cumplen? Me avergüenza confesar que no, no soy usuaria de ninguna biblioteca. Lo intenté hace algunos años, pero entonces era más chiquita y en cuanto se me complicó, la dejé. Aun así soy socia de la preciosa Biblioteca Tota Quinteros y con mi familia colaboramos con ella de esa manera. No dudo que prontamente concurra otra vez. Me encantan las bibliotecas, podría pasar horas en una mirando libros. Opino que ocupan un lugar importante en cuanto a fomentar y proteger la lectura. También me parece fantástico que en lugar de comprar un libro, exista la posibilidad de buscarlo en una biblioteca, esto hace a la lectura accesible para todos. Además, el hecho de que muchas sean públicas, al igual que escuelas y hospitales, hace que felizmente se les preste atención y se les brinde la importancia merecida.

6) ¿Qué consejos le darías a un adolescente que no lee? ¡Que lea! La mayoría de mis amigos no leen, porque no lo tienen incorporado, no les gusta, se aburren. Estoy convencida de que aún no encontraron el libro para ellos; porque cuando uno da con el libro indicado, ese que atrapa, que marca, que gusta, se hace un clic y de ahí en más no se para de leer porque se disfruta.

7) ¿Y a un adolescente que quiere ser escritor? Le diría que confíe en sí mismo y se tenga fe, y le desearía que no deje de escribir nunca, más allá del futuro y la incertidumbre; las emociones por algún lugar se liberan y es hermoso que esto ocurra a través de la escritura.

8) ¿Tienes algún espacio favorito para leer? ¿Cuál es? Cuéntanos al respecto. Tengo dos espacios favoritos para leer: siempre he leído en mi cama, antes de dormir, me despeja y me tranquiliza, y es mi forma preferida de quedarme dormida, es un hábito, como mencioné antes. Hace mucho duermo en una cama cucheta, arriba no duerme nadie, porque es inestable. Es bastante cómoda. A su vez tengo un velador que apunta directo hacia mi cara, tengo buena luz para leer en todo mi cuarto, mi lugar. El siguiente aparece en mi vida hace poco tiempo: mi casa tiene un fondo enorme, mis papás se preocuparon, este verano, por dejarlo muy bello. Se construyó un techo en él, que da una rica sombra en los días de calor y en el que siempre corre aire. Allí también hay sillas, una mesa redonda, un parrillero. Alrededor pusimos panes de pasto, de modo que ahora todo ese lugar es ideal. Sin embargo, mi lugar favorito no es bajo el techo del fondo de mi casa, sino en cierta silla debajo del techo del fondo de mi casa, cuando el sol se cuela por los costados y me entibia la nuca.

9) ¿Cuáles son tus preferencias literarias? ¿Qué géneros te atrapan y qué autores sigues? Personalmente me inclino por las novelas históricas; encuentro este género muy interesante porque es la perfecta combinación entre fantasía y pura realidad. Se pone a prueba la creatividad del autor al entretejer hechos que han marcado la historia junto con las vidas y sentimientos de los personajes; al contar la historia desde la subjetividad de las personas. Aunque verdaderamente me gustan los libros que tratan de ciertas temáticas que realmente preocupan (o preocuparon), aquellos que dejan una marca en el lector. No tengo ningún autor favorito, aunque me encanta Isabel Allende, Saint-Exupéry (por el simple hecho de que es autor de mi libro preferido, El Principito), Eduardo Galeano, Luis María Pescetti, entre varios otros.

10) ¿Cuál fue el último libro que leíste y qué te ha parecido? El último libro que leí fue El niño con el piyama de rayas, de John Boyne. Trata sobre un niño de ocho años de edad llamado Bruno cuya familia, durante la segunda guerra mundial, debe mudarse de Berlín al lado del campo de exterminio de Auschwitz, pues su padre había sido ascendido a comandante y debía cumplir su misión allí. Relata su soledad, su contacto con los prisioneros, la hermosa amistad que entabla con un niño judío. Está excelentemente escrito. La historia se narra desde la ingenuidad de Bruno, quien no logra comprender lo que sucede a su alrededor, hasta que al final la realidad lo mata. De verdad me fascinó la sutileza con la que el autor describe aquellos no tan lejanos tiempos, y cómo logra captar lo desgarradores que fueron. Estos libros te hacen pensar en lo poco humanos que podemos ser a veces y en por qué desafortunadas personas debieron, sin razón ni sentido alguno, pasar por tales injusticias. Te hace pensar que aún hoy esa herida no se cura y que existen pobres multitudes que siguen discriminando y odiando al otro por ser diferente, lo cual es muy triste.

¡Muchísimas gracias, Malena! Y gracias a tu madre, por el apoyo.

Las 10 es un ciclo de entrevistas a mujeres de varias generaciones, que desempeñan, apasionadamente, distintos roles en el mundo del libro. Decidí emprender este ciclo por el placer que me provoca el intercambio con estas mujeres, a quienes aprecio y admiro. Espero que mis preguntas los acerquen más a ellas y, así, ese placer se multiplique.

#CicloLas10

España © Susana Aliano Casales